martes, 14 de octubre de 2014

Hijo Agrio (2014)- Jabalismo {El Octavo Sello Disto} {Paysandú, Uruguay}

Hijo Agrio es un trío de psicodelia noise stoner experimental de Paysandú, Uruguay que viene de publicar Jabalismo en marzo de este año bajo el sello El Octavo Sello Distro que cuenta con 10 tracks en poco más de 52 minutos. El 18 de octubre estarán tocando en el Pura Vida Bar en La Plata con CUCO y MIASMA (ver acá). Será una nueva oportunidad de ver tocar a estas bandas de CARACOL ROJO que vienen empujando con su psicodelia oscura y pesada que tanto gusta en este espacio. HIJO AGRIO se forma por Darvin Elizondo (guitarra-voz), Martín Viola (batería) y Javier Gerfauo (bajo).

La banda en su primer disco larga duración muestra una impronta noise punk en donde lo que importa es tomar esa oscuridad y transformarla en velocidad y asco. Eso queda demostrado en su primer track llamado "Iñaki". Con "Presipicio mesético de los cerebros remangados" la banda mete todo en el asador, con una letra que tira "Ni siquiera masturbarme me ayuda a calmarme a esta aurora" en medio de una oscuridad que trae más tinieblas. Parece que el tipo se pone en una esquina oscura para tomar más sentimiento haciendo todo más atractivo para quienes lo oscuro lo atrae. En este track tan misterioso y lleno de penumbras está acompañado con una base de bajo  y un ruido molesto llevado para exponer su arte incómodo. Es música genuinamente oscura. Es el camino de Caracol Rojo por el cual encontré a esta banda y por eso estoy agradecido.

Con "Cruzado" llevan el stoner con una bata que va entrando de a poco y una guitarra que tira una distorsión para atraer drogadependientes con un bajo enigmático. Virtud hecha música de estos uruguayos. Acople, efectos y demás cosas lindas se escuchan en este tercer track. Tienen al disco en versión física pero también sacaron una versión en cassette que debe ser una cosa de locos. El arte está logrado por un tal Matías Soboredo.

Si hay un lugar donde me pudiera pudrir en un limbo asqueroso y perturbador es claramente en un disco de HIJO AGRIO. Ellos saben cómo pudrir mentes y dejarnos con esa sensación renovada de que nuestras vidas es una continua agonía de desperdicio humano que no nos deja otra cosa más que el asco por la vida. Eso es HIJO AGRIO y mucho más, claro. Lo mío es sólo subjetivo.

Siguiendo con el disco, estamos con "Lobo del Asfalto" en donde HIJO AGRIO sigue con esos efectos psicodélicos de fondo llevados con un bajo al mejor estilo post-punk sombrío. Es uno de los tracks más largos y en donde se puede disfrutar la extensión. Tiene algunos puntos altos y bajos que son buscados. Son intensidades en las que juegan bien sus armas para ir llevándonos a un viaje de perversión maligna y a esta altura ya uno sabe por qué CARACOL ROJO puso sus ojos en una banda como HIJO AGRIO. Porque cuando la banda va aflojando es cuando empieza a meterle con todo y así aflojar sobre el final.

Con "Hueso de Jabalí" vuelve ese sentido post-punk del que noté anteriormente, al que seguramente ellos llamarán noise pero esta vez llevados con la guitarra. Esta faceta de ellos es la más compradora, sacando su parte oscura y psicodélica. Con este quinto track, HIJO AGRIO regula el disco y nos deja con una pauta más tranquila y suave que al comienzo en que parecía que iba a ser de esos discos llenos de densidades tenebrosas en donde el alma podrida se ve sin tapujos. Los uruguayos acá lo que muestran es que sin ser oscuros se puede mostrar un vacío que nos englobe en el tormento instrumental que proponen.

"Ricky Maravilla" es otra de las virtudes de este trío uruguayo donde la tormenta, el viaje y todas esas cosas oscuras que suceden de fondo del punteo del bajo es lo que hace atractiva a una de las bandas uruguayas más interesantes que escuché últimamente. Al final del track rematan con un punk rock todo-mal que rompe con la estructura anterior pero siempre desde una oscuridad densa. Continúa "Satánico" en donde el as principal es el ritmo del bajo en que atraviesa de pared a pared nuestro cerebro para llevarnos hasta el momento en que decidimos levantarnos a poguear.

Quizás un disco como "Jabalismo" no sea simplemente un disco que se pueda ver en partes y habría que tomarlo en conjunto. Hay mucha atmosfera que hay que pensarla o quizás lo mejor sería ignorarla para no caer en la densa oscuridad que proponen porque puede que no volvamos después (?). Pero el asunto es que es un disco que se desarrolla de una manera que hay que precisar de conjunto. Quizás las comparaciones con PINK FLOYD queden un poco obsoletas pero creo que es una de las mejores aproximaciones que se le pueden hacer a HIJO AGRIO. Especialmente en "Neón y los hijos del vidrio".

Sin mucho más que agregar, con este disco, HIJO AGRIO logró un conjunto de canciones que no pudieron entrar en "Jabalismo" haciendo que quede suficiente material para un EP al que publicaron en bandcamp en noviembre de 2013 (ver acá).

Desde ya, no me voy a perder ni loco la fecha en la que visiten la ciudad de La Plata y compartan escenario con la gente de CUCO y MIASMA en Pura Vida Bar.


1. Iñaki 02:55
2. Presipicio mesético de los cerebros remangados 05:32
3. Cruzado 03:57
4. Lobo del asfalto 07:38
5. Hueso de Jabalí 05:12
6. Ricky Maravilla 06:03
7. Satánico 02:03
8. La colonia de los árboles envenenados 04:42
9. Neón y los hijos del vidrio 06:39
10. Cementerio desértico 08:15


Formación:

Darvin Elizondo (guitarra-voz)
Martín Viola (batería)
Javier Gerfauo (bajo)



released 22 March 2014

Arte - Matías Soboredo
Masterizado - SL24 EStudio
Mezclado - Hiram Miranda
Grabación - Módulo Records
El Octavo Sello Distro






https://www.facebook.com/hijoagrio
https://hijoagrio.bandcamp.com/


No hay comentarios:

Publicar un comentario