martes, 8 de septiembre de 2015

THE GRAVE (2015)- The Grave {Zann's Music} {Buenos Aires}

Debut larga duración para este trío porteño de doom metal compuesto por Facundo Z. Correa en batería, Diegho Benedetto en guitarra y voces y Pixie Stardust en bajo. El álbum tiene un poco más de 58 minutos en 9 tracks y suena más pesado que señora grande quejándose de la calor. Previamente a esto, el trío THE GRAVE había editado de manera digital un EP y un en vivo a través de su cuenta de bandcamp.

Al momento de escuchar su primer ep, en formato de demostración, la banda mostraba ciertas virtudes doomed clásicas de riffs gordos y lentos, característicos dentro del género. Pero con esta nueva producción, grabado por el científico loco de Manuel Platino en su laboratorio de música pesada, Radolph Carter Studios, logran ir un poco más allá, acercarse a un sonido hipnótico, de voces narcóticas y en lengua extranjera.

Al comenzar el álbum, abren la sesiones pesadas con una introducción con una onda western spaggetti de un minuto y medio para rápidamente golpearnos con "Walpurgis night", un pesado y riffero track donde nos muestran que están para reventarnos la cara con sus armas de poder negro. Con "Lord of mirrors", bajan los tiempos y nos duermen en esa meseta de música lenta y pesada, típica dentro del género. Típica pero sin caer en lugares comunes; el trío porteño de doom metal, nos brinda un material de excelente calidad para mostrarnos que la independencia tiene muchísimo que aportar a la hora de generar cosas nuevas. Hay una clara y manifiesta expresión desoladora en toda su exposición.

Los amigos de THE GRAVE, es claro que a esta altura son mis amigos sin conocerlos, está lleno de nihilismo, condena, perdición y un espectacular deseo por el árido camino al vacío. En un extenso tercer track, el trío doomed nos coloca en el abismo mismo y nos arroja hacia la nada.

Con el cuarto track, "The Vice", se someten al riff como una deidad maligna y todo poderosa y con ellos, nos arrastran hasta los confines del infierno más cruel y horrible que uno puede imaginar. El disco fue publicado el viernes pasado, y hoy siendo lunes, tengo una adicción por este sonido terrorífico de una manera extraña. Con el cuarto track, los tipos logran retomar el riff anterior y re encausarnos en su martirio. Si sumamos el tercer track con el cuarto, nos encontramos con una oda al riff de casi 16 minutos, algo que desde estas tierras solamente se ve con Gran Cuervo, El Caos Reptante y unas cuantas bandas más, pero no mucho más.

Quizás lo único que no me cierra de esta placa, es que canten en ingles. Pero es sólo mi opinión, yo ahora estoy rendido a su sonido retorcido y penumbroso, de ultratumba. Sobre el final de "The Vice", el trío levanta el ritmo con la bata y los pedales de viola tirando un efecto narcótico muy drogadicto. Bien por los pibes, bien por mí que estoy escuchando como cual enfermo este disco.

"The Curse of Antonio Bay" es un relato sacado de la película de terror de John Carpenter, llamada "The Fog". Es un relato cargado de tinieblas y penumbras que sólo es interrumpido por la distorsión de una viola haciendo todo muy drogadicto. Mis amigos lectores, estamos en presencia de un discazo con origen en una banda doomed, fanática por las películas de terror y los tipos, repito, no han caído en ningún elemento trillado. No descubrieron la rueda, pero han logrado marcar un disco que puede equiparse entre los grandes del género. No quiero exagerar, pero con tantas bandas sabbatheras que roban fetiches por doquier, estos tres tipos con base en Buenos Aires, nos muestran que se puede hacer un sonido lento, pesado y muy drogadicto sin caer en recursos gastados y monótonos.

Seguido a "Behind The Fog", un track que sigue el curso de la lentitud y la agonía tardía de un doom que nos rompe el lóbulo frontal, llamado "Angela Blake", un poco más de siete minutos y medio de atrofia mental para todo aquel que necesite de lo pesado para sobrevivir a hippies, hispters y toda esa gente de la nueva forma de vida sana.

Durante la mayor parte del disco trato de recordar a quién me hace acordar a las voces pero no lo llego a dilucidar. Es como un recuerdo que no alcanzo pero que me acompaña durante todo el disco.

Con "Face the Master" encontramos otro fragmento de una película y esta vez pertenece a "Salems Lot" con dirección de Tobe Hooper y escrita por Stephen King y con la adaptación al cine de Paul Monash. Es el anteúltimo y octavo track, y le sigue el noveno con "The House", un tema que abre la bata seguido de una distorsión de viola que se despide para dar cierre a un disco que termina redondito, con un track de casi quince minutos. Es largo, lento y peleador. Sobre el final del último track, se destaca la percusión, dandole a los cueros de una manera muy particular en un contexto de dureza al mejor estilo Electric Wizard.

THE GRAVE viene para hacernos recordar que el doom está vigente y no tiene nada de malo ser negativo en la vida, salvo que uno sea un hippie y estuve buscando la felicidad de otro modo.


01 - All the colors... 01:27
02 - Walpurgis night 07:34
03 - Lord of mirrors 08:16
04 - The vice 07:42
05 - The curse of Antonio Bay 02:42
06 - Behind the fog 06:43
07 - Angela Blake 07:39
08 - Face the master 01:30
09 - The house 14:44


Grabado enteramente en los Radolph Carter Studios por Manuel Platino.

released 04 September 2015

Diego - Guitarra y voz
Pixie - Bajo
Facundo - Bateria


https://www.facebook.com/THEGRAVEDOOM
http://thegrave666.bandcamp.com/





No hay comentarios:

Publicar un comentario